Tumores de piel

Existen básicamente dos tipos de cáncer de piel, los melanocíticos (melanoma) y los no melanocíticos (basocelular y espinocelular o epidermoide). El comportamiento de cada uno de ellos es muy diferente, los melanocíticos son agresivos mientras que los no melanocíticos no lo son tanto.

TUMORES NO MELANOCÍTICOS

Carcinoma basocelular: es el tumor maligno más frecuente en el hombre, y representa el 60% del total de tumores cutáneos. Aparece habitualmente, a partir de los 40 años, en personas que han recibido mucha radiación solar, y antes si hay algún componente genético. Se presenta como un nódulo-tumor rojizo o del color de la piel que no acaba de curar y que crece de forma lenta. Evolución Son muy raras las metástasis en este tumor, pero es localmente muy agresivo. El diagnóstico dermatológico permite valorar la actitud terapéutica en cada caso. Las modalidades terapéuticas son variadas: Terapia fotodinámica, cirugía…

Carcinoma espinocelular: es el segundo tumor maligno más frecuente. Puede aparecer en cualquier parte, aunque lo haga con más frecuencia en la cabeza y en el cuello.

Aunque sea raro que aparezca antes de los 45 años, puede hacerlo a cualquier edad. Son lesiones que presentan forma de tumores, solitarios o múltiples, que pueden sangrar y que no se curan. Evolución Tiene capacidad de metastatizar a distancia si no es tratado a tiempo, y es por ello que precisa ser tratado quirurgicamete.

Para eliminar estas lesiones se deben dejar unos márgenes, mínimo 2 mm en toda su periferia. Y, por ello,en ocasiones no se pueden aproximar los bordes de las incisiones realizadas y por ello se necesitan colgajos de piel de sus proximidades o incluso piel de una zona distante (injerto).

TUMORES MELANOCÍTICOS

Melanoma maligno: es un tumor maligno derivado de los melanocitos. El melanoma maligno parece predominar en personas de piel clara que han sufrido quemaduras solares durante la infancia, aunque existen variantes, como el léntigo maligno, que aparecen, a partir de los 60 años, en la cara y en zonas que ha sufrido un importante daño actínico (solar) durante la edad adulta. Es importante que cuando observe una lesión oscura que cambie de color o que haya aparecido recientemente, consulte a su dermatólogo. Evolución Aunque es poco frecuente, se trata de uno de los tumores más agresivos y con un índice de mortalidad más alto debido a su gran capacidad de metástasis a distancia. Este índice ha descendido en los últimos años gracias al diagnóstico precoz del tumor.

Diagnóstico

El diagnóstico dermatológico permite valorar la actitud terapéutica en cada caso . En el caso de confirmarse un melanoma maligno es preciso seguir un protocolo estricto para el control de la enfermedad. Una vez diagnosticado el melanoma maligno lo clasificamos en función de la profundidad de su infiltración cutánea.

Tratamiento

Después del estadiaje del melanoma, podemos diseñar una conducta terapéutica. Hay técnicas quirúrgicas ( en las que el cirujano plástico juega un papel esencial ) y médicas que se utilizan habitualmente combinadas. En algunos casos se estudian los ganglios linfáticos regionales mediante el estudio histológico del ganglio centinela. La afectación de este ganglio o ganglios determina muchas veces el vaciamiento preventivo de los ganglios regionales.

Abrir chat
Powered by